Microrelatos

Ansia

Foto: Susi Rodríguez

Segur de Calafell (Catalonia)

Sólo faltan unas horas para que extinga el plazo. La luz concede una tregua ficticia a esta tarde de domingo donde cualquier cosa es posible.

Un hombre y una mujer viajan en un coche descapotable a la luz de una puesta de sol. Suena música sugestiva en la radio. Se suceden imágenes de un paisaje precioso que se va transformando con el crepúsculo. Sus miradas cómplices se cruzan risueñas. Una ráfaga de viento cálido les acaricia el rostro y agita sus cabellos. Sus respiraciones pausadas y acompasadas parecen suceder al unísono. La sensación de paz es tan grande que casi se puede tocar con los dedos. El viaje se acaba delante de una cabaña de madera rodeada de césped recién cortado.

– “Vale grupo! Podéis ir abriendo los ojos lentamente. La clase se ha acabado. El próximo día seguiremos explorando la imaginación colectiva.”

Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s